Creativa Barcelona

Y llegó el día…sábado 11. Todo bien organizado para irnos a Creativa Barcelona, un buen madrugón, cogimos el coche y…todo iba bien hasta que…¡pinchamos! Sí, una de estas cosas que pasan cuando menos te lo esperas, avisar a la grúa, ir al taller…Vamos, que perdimos la mañana.

Llegamos a Barcelona al mediodía, dejamos el coche en el parking de La Farga, y empezamos la visita. ¡¡Por fín habíamos llegado!!

La primera visita fue a la zona expo, donde pudimos ver las cosas tan bonitas que hacen con patchwork, ¡¡menudo arte tienen!!

Dimos una vuelta por una parte de los stands y nos fuimos a comer.  Comimos en una pizzería enfrente de La Farga, y estaba todo riquísimo!!

Después de comer vimos todo el salón y fuimos viendo lo que queríamos comprar. No sé si también os pasa a vosotr@s, pero yo vengo a Creativa y siempre me surgen necesidades.

El planteamiento del salón Creativa Barcelona es muy diferente al de Zaragoza, o por lo menos yo lo vi así. En Barcelona hay muchos talleres, tanto en la zona de talleres como al lado de las tiendas. Como nosotras íbamos con el tiempo justo no pudimos hacer ningún taller, pero si que nos íbamos parando a mirar algunos.

Una vez que ya lo habíamos recorrido todo comenzó la fase compras, comparamos productos de los diferentes stands y también precios, que en algunas cosas había bastante diferencia.

Compramos unos papeles efecto baldosa hidráulica super bonitos. Sí, aún no sabemos que haremos con ellos pero ahí están.

Otra parada obligatoria fue Ruby, y es que esta tienda es mi perdición, ves cosas tan monas y tan baratas que es inevitable no comprar, aquí compré unas siluetas de madera para el árbol de navidad, cintas y etiquetas.

Hace un tiempo usé la tinta Distress Vintage Photo y me encantó el resultado, así que después de mirar en varios stands la encontré, en los otros estaba agotada.

Como ya os comenté hace unos días hice un curso de caligrafía y lettering así que no podía faltar un juego de pinceles de acuarela, para cuando sepa hacer letras bonitas.

Este año me he propuesto hacer un calendario de adviento, encontré unas pinzas monísimas y no me pude resistir.

Hasta aquí todas mis compras, Lorena compró también unos papeles de arroz muy bonitos, y nos quedamos con ganas de comprar unas servilletas con dibujo de baldosa hidráulica pero ya hemos descubierto donde las podemos comprar. (Creo que lo mío con el efecto baldosa hidráulica empieza a ser preocupante, ¡¡jajaja!!)

Y por último antes de salir fuimos a jugar a la ruleta, a Lorena le tocó un lote de muestras y a mí un descuento.

Este fue nuestro día de visita al salón Creativa, un día agotador pero muy felices con nuestras compras y nuestras aventuras.

Conocimos nuevos productos y nuevas tiendas y sólo por eso ya merece la pena pegarse un buen madrugón.

Espero que Ana, la ganadora de las entradas que sorteé para Creativa Barcelona disfrutara también de la visita.

¡¡Hasta pronto!!

 

 

Anuncios